Normas de uso

Este blog además de un ejercicio de terapia interior para los que lo mantenemos, quiere ser un punto de encuentro y lugar para compartir información, comentarios, consejos, de todo… El primer objetivo es que participéis en él, pero para ello, sentimos tener que haceros pasar “por el aro” de unas normas mínimas de participación y uso del blog.

decálogo NHN:

  1. El autor de los comentarios es el único responsable de los mismos y en ningún caso será el blog quien se deba responsabilizar del carácter o contenidos de los mensajes que escriban los usuarios. En cualquier caso, si algún usuario encuentra ofensivo o inapropiado algún comentario, puede solicitar su retirada en nuestro formulario de contacto.
  2. Los comentarios del blog pasan por un filtro anti-spam, así como en algunos casos por una administración manual. Si vuestro comentario tarda en aparecer, tened paciencia (mandarnos un sms o un mensaje en una botella) y pronto os lo publicaremos.
  3. Está terminantemente prohibido publicar spam en los enlaces que se publiquen, de modo que serán borrados automáticamente aquellos que no guarden relación con el tema a tratar.
  4. No se admiten mensajes escritos en “lenguaje sms” o en mayúsculas completamente, pues no los consideramos legibles sino jeroglíficos de culturas extrañas con las que, por desgracia, no tenemos acuerdo de intérprete por lo que para evitar falta de comunicación entre los hispanoparlantes los pondremos en la lista negra.
  5. Los insultos, las faltas de respeto o la violencia verbal en los comentarios no serán permitidos. Serán borrados automáticamente (o cuando los detectemos, que tampoco es que un webmaster gaste traje de dios omnipresente).
  6. No se permiten comentarios off topic, es decir, que se alejen del tema principal del post o los comentarios que susciten.
  7. Las entradas de este blog, escritas por sus colaboradores, son responsabilidad única y exclusiva de los autores de las mismas y nunca la propia bitácora.
  8. Este tendría que ser el punto 8, lo sabemos, pero por el momento no hay más reglas en este decálogo. Ya pensaremos en la oscuridad de la noche, alguna pérfida normativa que imponeros para participar en el foro. Tranquilos, no será muy severa… Jajejijoju…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *