Misoginia de buen talante y bourbon para desayunar…

En principio, esta entrada iba a ir dedicada a otra serie en este repaso que le estamos haciendo a ciertos títulos de la primera década del siglo XXI, pero como nuestro amigo Charlie Sheen se ha metido de lleno “en el candelabro” pues la hemos adelantado en el tiempo, fíjese usted, porque hoy es hoy…

‘Dos hombres y medio’ es en esencia una sitcom convencional, aparentemente típica dentro del panorama de series cortas (ya sabéis, de esas de menos de treinta minutos y de las que te acabas las temporadas en un pis pas), pero en el fondo esconde algo más y esto no se tarda en descubrir más de tres o cuatro capítulos. Aguantar y descubriréis una gran comedia.

El reencuentro con el éxito de Charlie Sheen, se acaba...

Ahora que Charlie ‘Wall Street’ Sheen parece haberse cargado su serie en el momento de mayor éxito, por un insultito de nada al productor de la misma, es posible que no veamos como termina (con su cancelación si que tenemos claro que no la veremos avanzar más), pero mientras se estrenan o no, los últimos capítulos de la octava temporada, os recomendamos que le echéis un ojo desde el principio, para que por lo menos paséis un buen rato. Que no es poco.

¿Qué tiene?

Un estupendísimo acierto en los diálogos para hacer cómicas las situaciones más convencionales (a veces no tanto). Charlie Sheen ha sabido sacarle partido a ese careto de mármol que tan poco resultado le dio en el cine dramático pero que le viene al pelo para hacer comedia (‘Hot shots’, ‘Scary Movie 4’…).

Jon Cryer, por supuesto lo mejor de la serie, para no quitarle mérito. Nervioso, pusilánime hasta lo esperpéntico, lleva la verdadera carga humorística de la historia.

¿Qué le sobra?

Si bien es más gamberra que otras series de su estilo, su capacidad de llegar a puntos más ácidos de humor es nula, atada por las limitaciones de la cadena. Tal vez peque de repetitiva.

¿Quién se lo ha currado?

El asunto lo ha parido Chuck Lorre, algo que ya resulta positivo de por sí. Es el creador también de ‘The big bang theory’ (de la que también hablaremos próximamente) y en sus comienzos formó parte del equipo de Roseanne (serie que claramente marca su estilo, tanto en ‘TAHM’ y ‘TBBT’).

Te gustará si te gustó…

Si cuando eráis canis, os gustaba más ‘Yo y el mundo’ o ‘Malcolm in the Middle’ que ‘Padres forzosos’ y ‘Cosas de casa’, seguro que os gustará esta serie en cuanto al formato. ‘Matrimonio con hijos’ o ‘Infelices para siempre’ son sus predecesoras en cuanto a humor sarcástico en la familia típica americana, pero su impronta no le cala tanto.

Chisco

desde Granada



¿Quiéres saber más de mí?
Todas mis entradas    |    Ficha de autor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *