Las desdichas de una familia moderna

Básicamente esta entrada se podría reducir a una simple frase, concisa y explícita. “Si queréis partiros la caja, ver ‘Modern Family’”. Pero hemos pensado que merecía la pena decir algo más. Qué opináis? Lo dejamos ahí?

Ahora que se vuelven a utilizar los falsos documentales (nunca pasaron de moda, verdad?) como herramienta de humor con el éxito de ‘The office’, viene esta serie a despatarrar convencionalismos en TV con la típica atípica historia de una familia americana, que lejos de ser desestructurada y problemática, aciertan a resolver todos sus problemas con un marcado humor ácido y una naturalidad sorprendente para normalizar situaciones incongruentes.

Descubre esta familia moderna

Para aquellos que no la conozcáis, os diremos que es la simple (¿?) representación de un padre de familia poco tradicional, arrejuntado con una mujer colombiana 30 años más joven y que tiene un hijo pre-adolescente, retoma una difícil relación con sus hijos anteriores, una mujer frustrada en un matrimonio con un agente inmobiliario un poco anormal y su hermano, que vive su peculiar versión de una jaula de grillos con su marido, formando una excéntrica pareja de padres gays primerizos de un bebé de nacionalidad vietnamita.

Sencillo no? Pues si le aplicáis un poco de ese humor irreverente que por fin se abre paso en las cadenas más “liberales” americanas y que mejor pegan aquí en Europa, tendréis la fórmula mágica de esta serie, que os recomendamos (pardiez!).

Qué tiene?

Surrealismo y acidez en un humor que rompe arquetipos del modo de vida americano, consiguiendo no sólo la risa, sino sobre todo la carcajada, en la resolución de gags o en las miradas a cámara fuera de contexto.

Aunque es un lujazo volver a ver a Ed O’Neil en una serie, el gran descubrimiento de ‘Modern Family’ es Ty Burrell (si, el Leonard Samson de ‘Hulk’) que provoca los mejores momentos cómicos de cada capítulo.

Qué le sobra?

Tal vez demasiado evidente el uso de la recete mágica del éxito, para una serie creada para triunfar, pero eso no evita que nos riamos. Hacer algo sabiendo cómo conseguir un objetivo es menos interesante que conseguirlo de chiripa y arriesgando? Depende (y que nadie cante nada que rime…).

Quién se lo ha currado?

Christopher Lloyd (no confundir con el viejo Doc de ‘Regreso al futuro’) y Steven Levitan, que se conocieron hace tiempo escribiendo guiones de ‘Frasier’ y después repitieron con menos éxito en ‘Back to you’ (de donde recuperaron a Ty Burrell para encajarle en esta nueva comedia), pero peinan canas estos dos señores. Lloyd ya escribía guiones para ‘Las chicas de oro’ halla por los primeros 80.

Te gustará si te gustó…

El formato de falso documental de ‘Curb your enthusiasm’ (la serie de Larry David, sobre Larry David, interpretando a Larry David…) y tantas otras con el humor ácido de ‘Los Simpsons’ o ‘Padre de familia’.

Chisco

desde Granada



¿Quiéres saber más de mí?
Todas mis entradas    |    Ficha de autor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *